Estados Unidos en alerta ante posibles ataques extremistas, advirtió el Departamento de Seguridad Nacional

Estados Unidos en alerta ante posibles ataques extremistas, advirtió el Departamento de Seguridad Nacional

Simpatizantes pro-confederados en Knoxville, Tennessee, durante una manifestación de supremacistas blancos.

 

Estados Unidos ya está inmerso en un “ambiente intensificado de amenazas” y esos tres eventos podrían empeorar la situación, advirtió hoy el Departamento de Seguridad Nacional.

Ese departamento emite cada tres meses una evaluación sobre amenazas terroristas y, esta vez, su análisis ha tenido mayor repercusión debido a las advertencias sobre ataques extremistas dentro de EE.UU. y la posibilidad de que adversarios de Washington usen el caos para debilitar al país.

“En los próximos meses, esperamos que el ambiente de las amenazas se vuelva más dinámico, ya que varios eventos de alto perfil podrían ser usados para justificar actos de violencia contra un amplio número de objetivos”, avisó el Departamento de Seguridad Nacional. Entre la lista de posibles objetivos, figuran reuniones públicas, escuelas, instituciones religiosas, edificios gubernamentales y medios de comunicación.

Minorías raciales y religiosas más expuestas a ataques de extremistas

Los extremistas también pueden perpetrar ataques contra minorías raciales y religiosas, así como contra aquellas personas que son percibidas como de ideologías opuestas.

Según el Departamento de Seguridad Nacional, los grupos extremistas dentro de EE.UU. suponen la mayor amenaza y citan, por ejemplo, la masacre racista que perpetró en mayo un supremacista blanco en un supermercado de la comunidad negra en la localidad neoyorquina de Búfalo, cobrándose la vida de diez personas.

Además, el departamento alertó de la posibilidad de ataques contra candidatos y funcionarios encargados de las elecciones legislativas de noviembre. Aunque las mayores amenazas provienen de dentro de EE.UU., el Departamento de Seguridad Nacional afirmó que Rusia, Irán, China y “otros adversarios”, como grupos terroristas, podrían aprovechar ese ambiente de violencia para debilitar a Estados Unidos.

Fuente: El Diario NY

Publicar un comentario

0 Comentarios