Video | Challenger 2, el carro de combate británico jamás vencido que llegará a Ucrania

Video | Challenger 2, el carro de combate británico jamás vencido que llegará a Ucrania


 El Challenger 2 es el tanque de batalla principal del Ejército británico y fue diseñado para destruir otros carros de combate. Ha sido utilizado por las tropas británicas en operaciones en Bosnia y Herzegovina, Kosovo e Irak, y nunca ha sufrido pérdidas a manos del enemigo.

Con motivo de la invasión rusa de Ucrania, Reino Unido ha confirmado que enviará por primera vez tanques a las tropas de Volodimir Zelenski para ayudar al país en su próxima ofensiva contra las fuerzas rusas, según anunció ayer el primer ministro británico, Rishi Sunak.

Construido en Reino Unido por Vickers Defense Systems (ahora BAE Systems y Land Armaments), fue diseñado como reemplazo del Challenger 1 en 1986 y ha estado en servicio con el ejército británico desde julio de 1994. Actualmente este tanque es utilizado por cuatro regimientos blindados, con base en el suroeste de Inglaterra en Tidworth, Wiltshire y Bovington, Dorset.


Los regimientos se llaman The Queen’s Royal Hussars, The King’s Royal Hussars, The Royal Tank Regiment y The Royal Wessex Yeomanry, que es el regimiento de reserva. Cada regimiento opera 56 tanques Challenger 2 y una cantidad similar de vehículos de apoyo en tareas como reconocimiento y suministro de municiones.

Una de las fortalezas del Challenger 2 radica en su capacidad para impactar al enemigo al presionarlo con un avance rápido y totalmente comprometido, lo que hace que se rompa y se retire. Prioriza la potencia de fuego (proporcionada por su armamento principal L30A1 de 120 mm estriado, que ostenta el récord de distancia para la destrucción de otro tanque) y la protección (proporcionada por el blindaje Dorchester 2 de clase mundial diseñado en el Reino Unido).

Estas tecnologías líderes en el mundo hacen del Challenger 2 ligeramente más lento que algunos de sus oponentes, pero la precisión y la letalidad del Challenger 2 compensan sus velocidades más altas.

Hay cuatro roles de tripulación en un tanque Challenger 2: el comandante, que es responsable del movimiento táctico y el mando del vehículo y la tripulación. Para calificar para este rol, un comandante debe aprobar un curso de 6 meses que incluye un fuerte enfoque en tácticas; el cargador, responsable de cargar el armamento principal y la ametralladora de los tanques.

El cargador puede tomar el mando del tanque si el comandante está ocupado o incapacitado. El cargador habrá sido tanto artillero como conductor de un tanque antes de asumir este papel; el artillero, responsable de la identificación de objetivos, así como de disparar las armas del tanque.

El artillero también es responsable del mantenimiento de los cañones del tanque. Los artilleros generalmente también han sido conductores de un tanque antes de asumir este rol, y, por último, el conductor, el miembro más joven de la tripulación. Por lo general, provienen directamente de la capacitación y son responsables de la conducción y el mantenimiento de bajo nivel de los aspectos automotrices del vehículo.

El Challenger 2 pesa 62,5 toneladas, aunque listo para el combate es de 75,0 toneladas con módulos de blindaje adicionales. Una tripulación de cuatro personas (comandante, artillero, cargador/operador, conductor). Chobham / Dorchester Nivel 2 (secreto).

En cuanto al armamento principal, es un cañón estriada L30A1 de 120 mm con 47 cartuchos y, el secundario, un cañón de cadena coaxial L94A1 de 7,62 mm EX-34 (cañón de cadena), ametralladora de escotilla del operador/cargador L37A2 de 7,62 mm. Equipa un motor Perkins CV12-6A V12 diésel 26,1 litros, 1200 CV (890 kW) y una suspensión hidroneumática. La autonomía es de 550 km fuera de carretera con combustible interno y alcanza una velocidad máxima de 59 km/h.

Este motor es menos potente que el de sus rivales occidentales y no es tan rápido como otros MBT. Sin embargo, este tanque es famoso por su fiabilidad mecánica.

Actualmente, un escuadrón de tanques Challenger 2 también se encuentra desplegado en Estonia, donde tienen un papel de liderazgo en la Presencia Avanzada Mejorada (EFP) de la OTAN en los Estados Bálticos. Este despliegue busca mejorar la seguridad euroatlántica, tranquilizar a nuestros aliados y disuadir a nuestros adversarios.

El Challenger 2 se ha desplegado además en los Balcanes en operaciones de apoyo a la paz y en Irak para la operación TELIC. Las funciones que cumplió en ambos despliegues fueron notablemente diferentes y muestran la versatilidad del tanque y su utilidad en el apoyo a la paz, así como en la guerra.

Fuente: https://www.larazon.es/

Publicar un comentario

0 Comentarios