Líder mormón que tenía más de 20 esposas en Arizona, algunas menores de edad, se casó con su propia hija

Líder mormón que tenía más de 20 esposas en Arizona, algunas menores de edad, se casó con su propia hija

Samuel Bateman, líder de la iglesia  Fundamentalist Church of Jesus Christ of Latter Day Saints, fue acusado por violar a niñas de la congregación.

 Un seudoprofeta mormón se encuentra encarcelado en Arizona bajo cargos de abuso infantil por tener más de 20 esposas, varias de menos de 15 años de edad.

El Salt Lake Tribune reportó los detalles de una denuncia criminal presentada en la corte federal de Spokane, Washington, el viernes pasado, que hace referencia al alegado patrón de abuso que encabezaba Samuel Bateman.

El documento de un agente del FBI (Buró Federal de Investigaciones) indica que en dicha ciudad ocho niñas que desaparecieron de grupos de hogares en Arizona el domingo fueron rescatadas el jueves.

Las ocho niñas, todas supuestas esposas de Bateman, fueron sacadas de hogares de Bateman en Colorado City, Arizona. Se desconoce el paradero de una novena.

Las menores, que fueron auxiliadas por oficiales de servicios de bienestar de menores, escaparon de los espacios y se escondieron en un Airbnb en el estado de Washington.  

Las víctimas se encontraban acompañadas de una mujer que también fue “esposa” de Batemen cuando esta tenía menos de 18.

La denuncia acusa a la fémina, identificada como Moretta Rose Johnson, y a otras dos de secuestro. Una de las otras dos mujeres fue arrestada el jueves en Colorado City. No está claro el estatus de la tercera sospechosa.

Agentes del FBI allanaron las casas del polígamo autoproclamado el 13 de septiembre.

De acuerdo con las órdenes de allanamiento, los oficiales buscaban evidencia de relaciones sexuales entre adultos y niños y matrimonios infantiles. Bateman fue arrestado en ese momento y varias niñas fueron removidas de las casas, pero luego fueron regresadas. Se desconocen las razones.

La evidencia que manejan las autoridades apuntan a que Bateman y otros en la iglesia fundamentalista Fundamentalist Church of Jesus Christ of Latter Day Saints traficaron con niños y cruzaron líneas estatales para violarlas entre mayo de 2020 y noviembre de 2021.

Bateman le dijo a un documentalista que exponía la historia de la iglesia que Dios le había dicho que tenía que entregar lo más preciado que tenía, la virtud de las niñas, a tres hombres, sus seguidores, mientras él observaba.

Las menores, una de las que tenía 12 al momento de los hechos, sacrificó su virtud para Dios, alegó Bateman.

El agente del FBI quien escribió la denuncia examinó la grabación que hizo el videoaficionado que viajó con su esposa y Bateman en uno de sus dos autos de lujo Bentley.  “Dios arreglará sus cuerpos y pondrá la membrana de nuevo en su cuerpo. Yo nunca he tenido más confianza en hacer su voluntad.  Se trata de amor”, alegadamente dijo el pervertido.

Fuente: El Diario NY

Publicar un comentario

0 Comentarios