Cuatro explosiones estremecieron Lviv, que se ha convertido en un refugio para quienes huyen del frente de guerra en el este de Ucrania

Cuatro explosiones estremecieron Lviv, que se ha convertido en un refugio para quienes huyen del frente de guerra en el este de Ucrania

 


Los ataques ocurrieron en múltiples direcciones justo antes de las 8:30 p. m. del martes (REUTERS/Vladyslav Sodel)
Los ataques ocurrieron en múltiples direcciones justo antes de las 8:30 p. m. del martes (REUTERS/Vladyslav Sodel)

Por lo menos cuatro explosiones estremecieron a la ciudad ucraniana de Lviv el martes, aparente indicio de otro bombardeo ruso.

Los ataques ocurrieron en múltiples direcciones justo antes de las 8:30 p. m. del martes, aproximadamente una hora y media después de que sonaron las sirenas de ataque aéreo en la ciudad y, según los informes, estallaron en todo el país. Se escucharon al menos cuatro explosiones distintas desde el centro de Lviv.

El alcalde Andriy Sadovyi dijo que los ataques dañaron dos subestaciones eléctricas y cortaron la electricidad en partes de Lviv. Sadovyi escribió en una aplicación de mensajes sociales que aquellos en la ciudad deberían refugiarse. Los trenes que salían de Lviv pararon el servicio.

Las alarmas de los autos se activaron después de las explosiones y se escucharon las sirenas de emergencia.

Lviv tuvo el lunes una conferencia de prensa con el principal diplomático estadounidense del país, discutiendo cómo Estados Unidos planeaba reabrir su presencia diplomática en la ciudad ubicada cerca de la frontera con Polonia.

El último gran ataque contra la ciudad se produjo el 18 de abril, en el que murieron al menos siete personas. Lviv se ha convertido en un refugio para quienes huyen del frente de guerra en el este.

El ejército ruso dice que su artillería alcanzó más de 400 objetivos ucranianos durante el último día.

Por lo menos cuatro explosiones estremecieron a la ciudad ucraniana de Lviv (REUTERS/Vladyslav Sodel)
Por lo menos cuatro explosiones estremecieron a la ciudad ucraniana de Lviv (REUTERS/Vladyslav Sodel)

El portavoz del Ministerio de Defensa ruso, mayor general Igor Konashenkov, dijo el martes que los objetivos incluían posiciones de artillería ucranianas, bastiones de tropas y dos depósitos de combustible.

Konashenkov dijo que los aviones rusos alcanzaron otros 39 objetivos, incluidas concentraciones de tropas y armas y dos puestos de mando.

Denunció que un radar de artillería suministrado por Estados Unidos, cuatro radares de defensa aérea y seis depósitos de municiones se encontraban entre los objetivos destruidos con armas guiadas de precisión durante el último día.

Las afirmaciones de Konashenkov no se pudieron verificar de forma independiente.

Por otra parte, las fuerzas rusas también comenzaron el martes a asaltar la planta siderúrgica que contiene el último foco de resistencia en Mariupol, dijeron defensores ucranianos, justo cuando decenas de civiles evacuados de la planta bombardeada durante el fin de semana llegaron a territorio más seguro y contaron días y noches llenas de pavor por los constantes bombardeos.

Osnat Lubrani, el coordinador humanitario de la ONU para Ucrania, dijo que gracias al esfuerzo de evacuación, “101 mujeres, hombres, niños y personas mayores finalmente pudieron abandonar los búnkeres debajo de la acería de Azovstal y ver la luz del día después de dos meses”.

Un memorial en Lviv a las víctimas d ela guerra (REUTERS/Pavlo Palamarchuk)
Un memorial en Lviv a las víctimas d ela guerra (REUTERS/Pavlo Palamarchuk)

Los comandantes ucranianos dijeron que las fuerzas rusas respaldadas por tanques comenzaron a asaltar la planta en expansión, que incluye un laberinto de túneles y búnkeres repartidos en 11 kilómetros cuadrados (4 millas cuadradas).

No estaba claro cuántos combatientes ucranianos estaban escondidos adentro, pero los rusos calcularon el número en alrededor de 2.000 en las últimas semanas, y se informó que 500 resultaron heridos. Cientos de civiles también permanecieron allí, dijo la viceprimera ministra ucraniana, Iryna Vereshchuk.

“Haremos todo lo posible para repeler el asalto, pero pedimos medidas urgentes para evacuar a los civiles que permanecen dentro de la planta y sacarlos de manera segura”, dijo Sviatoslav Palamar, subcomandante del Regimiento Azov de Ucrania. la aplicación de mensajería Telegram.

Agregó que durante toda la noche, la planta fue atacada con fuego de artillería naval y ataques aéreos. Dos mujeres civiles murieron y 10 civiles resultaron heridos, dijo.

(Con información de AP)

Publicar un comentario

0 Comentarios