“Fue a la tienda y la mataron”: familia exige justicia por abuela Dominicana baleada en bodega de Nueva York

“Fue a la tienda y la mataron”: familia exige justicia por abuela Dominicana baleada en bodega de Nueva York

Vehículo forense, NYPD.

 

Erick y Victor Perdomo aún no pueden aceptar la violenta muerte de su madre Juana Soriano, baleada la noche del lunes en una bodega en El Bronx.

Anoche una pequeña multitud se concentró en East 188th St y Creston Avenue para recordar a la señora de 61 años que pasó a engrosar la lista de muertes violentas en Nueva York. “Ella fue a la tienda… ¿y la mataron así?… No tiene sentido”, narró su hijo Víctor a Pix11.

Soriano regresaba a casa del trabajo y acababa de detenerse en una tienda cuando se encontró en medio de una disputa entre pandillas frente a una bodega de Fordham Heights, resumió Daily News. “Mi madre perdió la vida por nada”, lamentó Víctor.

“Ella fue a la tienda ¿y la mataron así?… No tiene sentido”.

Victor Perdomo, hijo de la víctima

Soriano era una viuda con dos hijos adultos y tres nietos, y otro más en camino. Según NYPD, la noche del lunes poco después de las 7 p.m. la abuela hispana fue alcanzada fatalmente en la espalda con una bala perdida, tropezó, cayó contra una puerta de vidrio y luego murió en un hospital del área.

El disparo mortal supuestamente se produjo durante una disputa entre dos grupos en la acera, dijo la policía y Soriano fue una víctima inocente. “Me la quitaron”, agregó su hijo Víctor. “Eso no está bien”.

Tras balearla, el pistolero y sus amigos pasaron corriendo junto a Soriano hacia un automóvil estacionado en Creston Ave. y luego se alejaron a toda velocidad, en dirección sur, mientras sus rivales huían en un automóvil.

No ha habido arrestos. La policía incrementó los patrullajes en el barrio, repartiendo volantes y pidiendo información. Sin embargo, convencer a la gente para que se presente no es tarea fácil. Erick espera que eso cambie en este caso y envío un mensaje a quien pueda tener información: “Si son tus amigos, déjalos… Porque sabes que está mal… podría ser tu familia la que también reciba un disparo. Y estarías buscando justicia”.

En un caso similar, la noche del jueves un niño de 12 años murió y su prima de 20 resultó gravemente herida al ser alcanzados por balas perdidas mientras comían dentro de su auto estacionado en Brooklyn.

Fuente: El Diario NY

Publicar un comentario

0 Comentarios