Balacera en barbería de Nueva York: dos adolescentes detenidos

Balacera en barbería de Nueva York: dos adolescentes detenidos


 

Dos adolescentes fueron arrestados como sospechosos de balear a un hombre dentro de una barbería en El Bronx el mes pasado.

Brandon Beltres (18) fue detenido el jueves y acusado de intento de asesinato, asalto y puesta en peligro imprudente por supuestamente dispararle a la víctima de 22 años, que estaba sentada en una silla en el negocio “13 Barber Shop” en East Gun Hill Road ,cerca de Tryon Avenue en Norwood, alrededor de las 6:45 pm del 22 de octubre, dijeron las autoridades.

Seis días después del incidente, la policía ya había arrestado a un adolescente de 17 años, quien también fue acusado de intento de asesinato. Su nombre no fue revelado debido a su edad.

Un video publicado en ese momento muestra a un sospechoso entrando y disparando a la víctima a quemarropa, alcanzándolo en el estómago. El herido cayó al suelo y el pistolero luego le pasó el arma a su cómplice, quien le disparó además en la pierna de la víctima.

En la confusión, la silla donde estaba sentado también se cayó al suelo y al menos otras dos personas en la tienda corrieron a protegerse. La víctima fue hospitalizada en condición estable. El tiroteo parece haber estado relacionado con pandillas, dijeron fuentes policiales en ese momento.

Durante los primeros 10 meses de 2021, la ciudad sumó 1,324 balaceras, un aumento de dos docenas en comparación con la misma época del año pasado y casi el doble de los niveles pre pandémicos. La tendencia no ha bajado en noviembre.

Hasta el 10 de octubre, 19 menores de 17 años habían muerto en tiroteos en la ciudad de Nueva York este año, frente a siete durante el mismo período en 2020 y tres en 2019, acotó Fox News. Los últimos reportes implican a sospechosos cada vez más jóvenes disparando y acuchillando en las calles de Nueva York, presumiblemente vinculados con pandillas. 

En agosto, un hombre armado fue captado en video entrando a un barbería y apuntando a un peluquero en El Bronx (NYC), mientras su cliente sorprendido estaba sentado a centímetros de distancia en su silla.

Publicar un comentario

0 Comentarios